Mar Chiquita: El Intendente Ronda y su hijo Gonzalo cerca de terminar presos antes de fin de año.

Tierra arrasada en Mar Chiquita. Las vacaciones no gozadas y sueldos estrafalarios

Al igual que en muchos municipios donde Cambiemos perdió, el precipio está cerca en Mar Chiquita. A la delicada situación financiera con la que deberá asumir Jorge Paredi el 10 de diciembre, se suma por estas horas una andanada de sueldos estrafalarios que se liquidaron funcionarios de Carlos Ronda con el aval de su hijo Gonzalo que en 6 días se van.

El ítem de vacaciones no gozadas es el preferido de todos. Fuera de todo acuerdo político que colabore en la transición con dejar un municipio menos incendiado, parece que en Mar Chiquita se está echando más nafta al fuego.

Varios funcionarios recibieron en sus liquidaciones un regalo de navidad, con cifras de haberes que van de los 100 mil a los 250 mil pesos.

Mientras los pastos en las localidades costeras están sin cortar hace 2 meses previo a la temporada, la basura se recoge si hay combustible para el camión y las luminarias cumplen varios años apagadas, el dinero público se escurre a discreción.

Fuentes cercanas a Paredi aseguran que antes de fin de año Ronda y sus aliados podrían terminar procesados por estafar y desviar fondos públicos sin respaldo alguno.

La pregunta final sería saber como va a hacer el Intendente electo Jorge Paredi para pagar las deudas generadas por la maldad del saliente Carlos Ronda.